Saltar al contenido

¿Los gatos pueden amar igual que los humanos?

Muchas son las veces en las que nos preguntamos si los sentimientos de los gatos se parecen a los de los humanos, o si, en cambio, difiere de lo que nosotros podemos llegar a sentir.

Los gatos pueden amar? Lo cierto es que los gatos son capaces de amar tanto a sus dueños como lo pueden llegar a hacerlo otros animales como los perros. Los gatos son muy fieles y cariñosos, aunque al principio les cueste más abrirse a las personas que un perro, dado que como norma general son más cautelosos.

Pero, como es el amor de un gato? Cómo se comportan los gatos con sus dueños? y sobre todo, cómo consigo que mi gato se enamore de mí?

¿Como es el amor de un gato?

La mayoria de las personas creen que los gatos son animales muy secos y fríos.

Realmente no entiendo la razón por la cual leo en tantos sitios que los gatos son animales egoístas y fríos.

Es obvio que estamos tratando con animales que tienen sus instintos muy bien desarrollados y que, son muy cuidadosos con su ambiente. 

Pero una vez consigamos que nuestro gato empiece a confiar en nosotros, opinó que el cariño que las muestras de amor y cariño que obtendremos de nuestros gatos serán hasta más bonitas que las de un perro.

Es obvio que estamos tratando con animales que tienen sus instintos muy bien desarrollados y que, son muy cuidadosos con su ambiente. 

Pero cuáles son las muestras de amor que nos proporciona nuestro gato?

Cercanía

La primer muestra de amor que un gato nos va a dar es la cercanía. El gato estará el máximo tiempo posible contigo:

  • tumbando encima tuya cuando estés sentado en el sofa, 
  • corriendo por la cocina cuando estés cocinando
  • Queriendo dormir en la misma habitación cuando sea la hora

Obviamente también depende de cada gato, pero por mi propia experiencia puedo decir que la mayoría de los gatos son bastante cercanos una vez se rompa el hielo.

Buscando mimos

Otro factor identificativo es pedirte mimos. Los gatos buscan el amor de sus dueños sobretodo mediante los mimos. Lo notaras cuando tu gato venga a tu lado y empiece a poner el culo en pompa, estirándose, o se tumbe y empiece a dar vueltas por el suelo miauando.

Cuando tu gato te pide mimos y tu tengas tiempo de dárselos, hazlo, tu gato se sentirá amado y estará muy feliz.

Esta felicidad y tranquilidad lo demostrará con su ronroneo tan característico.

Cuando tu gato te pide mimos y tu tengas tiempo de dárselos, hazlo, tu gato se sentirá amado y estará muy feliz.

La mirada fija de los gatos

Otro factor clave para averiguar si tu gato te ama son los ojos. Puede ser que ya te hayas fijado de esta característica más de una vez.

Cuando tu gato está tranquilo y tumbado, puede ser que de repente empiece a mirarte a los ojos, de forma fija, y empiece a parpadear de una forma muy lenta. Este comportamiento es otro factor identificativo de que tu gato te quiere y que está muy tranquilo contigo.

Este parpadeo también significa que se siente seguro, que no tiene que estar atento a su alrededor porque sabe que no le va a pasar nada, lo que implica que probablemente tu felino sienta que tu le proteges.

Cuando tu gato está tranquilo y tumbado, puede ser que de repente empiece a mirarte a los ojos, de forma fija, y empiece a parpadear de una forma muy lenta.

darte las presas

Otra forma de nuestra mascota de mostrarte su amor por ti es trayéndote las presas que recién ha cazado.

Aunque a nosotros nos pueda parecer asqueroso, realmente supone un gesto muy bonito, que no debemos despreciar.

Si quieres saber más sobre el significado de cuando tu gato te da sus presas recién cazadas, pásate por éste link!

¿Por qué mi gato me quiere tanto?

Los gatos, al igual que los perros, empiezan a querer a las personas que cuidan de ellos. 

Pero no sirve solo darles de comer y limpiar el arenero, tenemos que pasar tiempo con ellos.

Esto significa que cuando tu gato se siente al lado tuya y te pide mimos ( a no ser que no tengamos tiempo en ese momento) debemos dárselo si queremos que nos quiera.

También es importante jugar con ellos cada día.

El juego no es solo importante a la hora de establecer una amistad con tu gato y así obtener cercanía, sino también para que tu felino perfeccione sus instintos de caza y gastar su energía.

¿Como son los gatos con sus dueños?

Este tema es bastante interesante, y he escrito un artículo entero sobre ello, el cual te dejare a lo largo de este apartado.

Aunque la opinión popular dicta que los gatos generalmente son fuertes e independientes, he encontrado un estudio que demuestra que los gatos, cuando empiezan a querer a sus dueños, también empiezan a adaptar su personalidad a la de su dueño.

En otras palabras, el carácter del gato, en cuanto éste empiece a quererte, será en muchos, aunque no en todos los aspectos, un reflejo de la personalidad de sus dueños.

Pero hay que hacer un inciso aquí. Esto no siempre ocurre con todos los gatos.

Sobretodo los gatos que se han criado de forma salvaje, después de ser adoptados, no solo tienen un tiempo de adaptación mucho más largo, sino que muchos de ellos, como es obvio, no cambiarán su carácter a lo largo del tiempo.

Esto significa que con los gatos callejeros que se hayan adoptado será más difícil ver ese carácter que se supone debe ser el reflejo de la personalidad de su dueño.

El carácter del gato, en cuanto éste empiece a quererte, será en muchos, aunque no en todos los aspectos, un reflejo de la personalidad de sus dueños.

También veremos ciertos gatos puramente domésticos que no tengan ese cambio.

Pero es completamente normal, los gatos también son seres vivos, lo que implica que cada uno de los felino tiene un carácter único y especial.

Si quieres leer más sobre cómo son los gatos con sus dueños, pásate por éste artículo en el que te explico en base al estudio científico mencionado, como se comportan los gatos.

¿Como enamorar a un gato?

Bueno, llegamos a la pregunta más importante.

Me acuerdo de mi primer gato que había adoptado. Antes siempre había tenido perros, por lo que no entendía muy bien porque no conseguía que mi gato me quiera.

Después de un buen tiempo en el que intenté entender cómo son los gatos, pude averiguar que hacer para que mi gato me aprecie más y, tal vez, hasta empiece a quererme.

Como ya he dicho en este artículo, los gatos son más reacios a entablar amistades con otras personas o animales. 

Como norma general suele suponer un proceso un poco más largo, pero con los consejos que te voy a dar, este proceso puede acortarse mucho.

Prestar atención al gato

Al principio, recién adoptado el gato, lo mejor que podemos hacer es dejarle a su bola. Seguiremos con nuestras vidas como si nada y así le damos tiempo al gato de acostumbrarse a su nuevo hogar.

Esto es importante para que el gato se sienta libre. Cuando la mascota tenga la sensación de libertad, se sentirá cómodo de forma más rápida.

Claro está que esto no aplica a situaciones en los que el gato te pide mimos, cuando tu gato te pide mimos, no se lo deniegue a no ser que realmente no puedas.

Dar espacio al gato: Esto es importante para que el gato se sienta libre. Cuando la mascota tenga la sensación de libertad, se sentirá cómodo de forma más rápida.

Darle una rutina

Los gatos son muy rutinarios, por lo que debemos acostumbrarnos a darle a nuestros gatos la mayor rutina posible.


Esto sobretodo es aplicado a la comida. Dale de comer siempre a las mismas horas!

Si quieres saber más sobre la comida de los gatos, pásate por aquí!

Si le damos una rutina con cosas como con la comida a nuestros gatos, éstos tendrán menos probabilidad de tener ansiedad o malestar, por lo que nos será más fácil ganar el cariño de ellos.

Los juegos

Hay que jugar con nuestros gatos! Es una actividad muy buena a la hora de establecer una amistad.

El gato se lo pasara bien y se empezará a sentir más unido a ti a medida que vas jugando con él a diario.

Pásate por este link si quieres leer más sobre porque los gatos juegan tanto!

Los mimos en los gatos

El punto más importante son los mimos.

Lo primero es que un gato te dirá cuando quiere sus mimos. Esto significa que no vaya por cuenta propia a mimar al gatito, porque puedes pillarlo en un momento en el que no le apetezca y se puede llegar a enfadar con nosotros.

Cuando tu gato te pide mimos, presta atención a lo que le gusta.

Habrá gatos que les gusten las caricias en la tripita, y habrá otros que te intentarán clavar sus uñas si te acercas a esa zona tan sensible.

A otros les gustará que le masajees detrás de las orejas, y otros quienes disfrutan de unas caricias a lo largo de la espalda.

Para saber que lo haces bien solo tienes que fijarte si empieza a ronronear, cuando ronronea habrás ganado.

Decir a nuestro gato que le queremos

Otro punto importante es demostrar a nuestro gato que le queremos. Esto lo podemos hacer de la siguiente manera.

Cuando nuestro gato esté tranquilo y tumbado, le miraremos a los ojos y empezaremos a parpadear de una forma muy lenta.

Mientras tanto intentaremos empezar a acariciar a nuestro gato.

Con el parpadeo lento de los ojos le diremos a nuestro gato que estamos cómodos y seguros con ellos. Que no estamos en alerta.

Así, en la mayoría de las situaciones, conseguiremos que nuestro gato se relaje y confíe en nosotros aún más.

Estás leyendo: ¿Los gatos pueden amar igual que los humanos?